Sebastian Galvez 21 septiembre, 2017 Comments off

Mientras usted la suda, Polar lo monitorea

Entregarse al estilo de vida del ejercicio y entrenamiento es altamente satisfactorio. El rush y el climax, alcanzados en un entrenamiento intenso, es únicamente comparable con otras pocas cosas (sólo quienes lo han vivido saben de qué hablamos). La disciplina, constancia y motivación son claves para lograr un entrenamiento óptimo; esta es la parte fácil. Lo duro del entrenamiento, se lo puede dejar a Polar.

Basta con poner en su muñeca uno de los modelos A370 o M430 para darse cuenta de todo lo que hay detrás de sus movimientos, técnica y esfuerzo. ¿Que se acerca una maratón en un mes y no sabe cómo lograr el nivel? Polar le dice cómo. ¿Que se va de playa con los amigos y necesita quemar las calorías adecuadas? No se sobrepase, Polar le enseña cómo debe bajarlas con su programa  Smart Calories que lo monitorea, no sólo cuando entrena, sino 24/7. Incluso, proporciona comentarios motivacionales justo después del entrenamiento que describen el efecto de la sesión; no necesita  un entrenador de carne y hueso. En pocas palabras, es un monitor de máximo nivel para quienes quieren más.

Usted dedíquese a correr, Polar pone la tecnología. Deje de matarse la cabeza calculando qué tanto debe hacer y mejor preste atención a los puntos clave para que no se quede atrás y se convierta en un duro del entrenamiento y, por qué no, pueda mejorar su networking:

  1. El primer paso es muy fácil. Levántese de la cama.
  2. Revise el closet, qué tiene y qué le falta para verse y sentirse bien (hay que aclarar que no se puede entrenar con pinta de rumba, por más ligera que sea). Abastézcase de la indumentaria necesaria para varias sesiones de ejercicio a la semana. Tip: un buen maletín deportivo de mano lo hará sentirse muy cool si le gusta salir de la oficina e ir a correr en el gimnasio.
  3. Revise el catálogo de nuestra tienda virtual y deléitese con la tecnología que existe para monitorear su entrenamiento. Chequee los modelos A370 y M430. Cómprelos online y dese el regalo del año. Si tiene alguna duda, acérquese a alguna de las tiendas de Ejercicio Inteligente, conozca los monitores en vivo, manoséelos y enamórese del color que más le guste.
  4. La parte más divertida: sincronícelos con su computador y celular obteniendo información de entrenamiento que nunca pensó tener. Después de correr con los monitores A370 y M430, podrá conocer todas las estadísticas, cuál fue su frecuencia cardiaca en cada kilómetro, su kilómetro más rápido, calorías quemadas. Postee en sus redes los resultados de su entrenamiento y motive a su combo a que lo acompañe.
  5. Prepárese para ser muy FIT. Después de entrenar con un Polar “there´s no turning back”.

Y cuando decimos que después de correr con alguno de los nuevos modelos de Polar no va a querer probar nada más, es porque la tecnología que hay detrás de ese monitor, que carga en su muñeca, es inigualable. Realiza un seguimiento de su ritmo, distancia y altitud con el GPS integrado. Pero su tecnología es tan avanzada que, cuando corra en interiores, como la caminadora del gimnasio, Polar M430 realizará seguimiento a su ritmo y distancia a partir de los movimientos de su muñeca, sin necesidad de utilizar una banda pegada a su cuerpo, por eso es que este modelo lo puede monitorear todo el tiempo.

Con unos cuantos toques, el Polar A370, o M430, se convierten en un entrenador personal que puede activar, desactivar, consultar, programar, reprogramar y si siente que no puede más, apagar (le recomendamos no lo haga hasta que no logre sus objetivos). Los demás beneficios (resistente al agua, monitoreo de frecuencia cardiaca todo el tiempo y las notificaciones constantes de tu actividad física) sólo refuerzan el hecho de que en su muñeca carga un entrenador personal 24/7 y que a juzgar por sus diseños, es una fantástica pieza para lucir en cualquier ocasión, incluso para contar las calorías que quema en la rumba.